Compresor de Correas
compresor-de-correas

¿Estás buscando un compresor de correas pero no sabes cuál elegir porque no conoces las mejores opciones? Si es lo que te está pasando a ti precisamente, es normal. Por eso, en Barmalopesa te queremos ayudar con este interesante artículo

También te puede interesar: Superguía de compresores de aire

Pues nos encontramos en que ya has pasado la fase de hacer bricolaje y tienes la necesidad de tener a tu disposición un producto con mayores prestaciones profesionales y ya no te vale cualquier cosa. Ya vas en serio, enhorabuena, tarde o temprano tenía que pasar.

Ahora lo más normal es que no sepas qué hacer, como es el caso de buscar compresores de correas adaptadas a tu situación.

Básicamente porque eres consciente de que tienes que gastar más dinero a la hora de comprar un producto y, teniendo en cuenta este dato, necesitas calibrar tus decisiones.

Por ejemplo, se puede dar el caso que necesites comprar un compresor de correas para tu taller. Si ese es tu caso, en Barmalopesa te ayudaremos a que escojas tu mejor opción.

Y, para ello, no hay nada mejor que empezar desde el principio.

¿Qué son los compresores de correas o bicilindricos?

Un compresor de correa es una máquina que se acciona mediante un motor eléctrico que, a su vez, mueve a través de correas la cabeza compresora (pistones), produciendo aire que va directamente a un calderín (depósito).

  • Barnizadores
  • Inyectado de hormigón
  • Pintores
  • Sistema de nebulización y sistemas automáticos de riego
  • Talleres mecánicos
  • Otros usos

Algunos compresores, se pueden conectar directamente al generador (otros no).

También hay que decir que hay muchos modelos que se pueden transportar como es el caso del compresor de correas MPC SNB9065.

¿Qué compresores de correas elegir?

A la hora de elegir este tipo de compresor, aplicaremos la siguiente fórmula, esto te ayudará a resolver tus dudas. y la fórmula es la siguiente:

[

Consumo de aire (L/MI) (= Herramienta 1+ Herramienta 2+ Herramienta 3) + 25%

No te asustes. Que no hay más fórmulas. Y como podrás ver, es muy sencilla. Y si no lo ves, te la vamos a explicar con un ejemplo:

Imagina que tienes que usar una pistola de aire (100 L/MIN) +1 llave de carraca (200 L/MIN) + 1 pulidora (300 L/MIN).

Pues bien, esto nos da un resultado de 600 L/MIN. Eso significa que es lo que necesitamos como mínimo para trabajar en aire aspirado por minuto.

Sin embargo, esto no es suficiente, con lo cual al resultado hay que hacerle un 25% más.

600×25/100= 150 L/MIN.

Ahora sumaremos los 600 L/MIN +los 150 L/MIN. Y nos dará un montante de 750 L/MIN.

Ya con esto, sabrás que el compresor que has de comprar tiene que tener la capacidad de aspirar 750 litros/min.

¿De cuántos litros de depósito puedes encontrar los compresores de correas?

Podemos encontrar compresores de correas desde 25 litros de capacidad hasta 500 litros (para que luego quejarse que no hay almacenamiento de aire).

Hay dos tipos de depósitos que nos podemos encontrar:

  • Horizontal (lo más habitual)
  • Vertical (para espacios reducidos)

Modelos de compresores por transmisión de correas.

A continuación, expondremos los modelos que disponemos ordenados por el tipo de voltaje, depósito y potencia.

Compresores con correas monofásicos.

En este apartado encontrarás los modelos de compresores que utilizan corriente eléctrica monofásica con distintos dépositos, aire aspirado por minuto y diferente caballaje.

Compresores de trasmisión de correas monofásicos, con doble pistón y calderines de 25 litros

Compresores con correas de trabajo continuo, monofásicos, lubricados con aceite y depósitos de 25 litros

Compresores por correas de trabajo continuo, monofásicos, transportable y calderines de de 25 litros.

Compresores con correas de trabajo continuo, monofásicos, transportables y de doble depósito de 18+18 litros

Compresores con correas monofásicos, depósitos de 50 litros y bicilindricos

Compresores de correas monofásicos con cabezales de doble etapa y calderines de 90 litros

Compresores por correas monofásicos con depósitos de 100 litros.

Compresor de correas monofásico con tanque vertical de 100 litros.

Este compresor está diseñado para adaptar tu vehículo industrial debido a los estribos especiales que dispone para su fijación.

Compresores con correas monofásicos y calderines de 200 litros.

Compresores de correas monofásicos y calderines de 270 litros

Esta familia de compresores es ideal para instalaciones con altas necesidades de aire.

Compresores por correas trifásicos.

En este apartado encontrarás los modelos de compresores que usan corriente eléctrica trifásica con distintos calderines, aire aspirado y potencia.

Compresores con correas de corriente trifásica, calderines de 50 litros y cabezal monoetapa.

Compresores de correas para trabajo continuo trifásico y déposito de 90 litros.

Estos compresores son muy útiles para inyectar hormigón.

Compresores por correas trifásicos y depósitos de 100 litros.

Compresores con correas trifásicos y calderínes de 200 litros.

Compresor estático de correas, tanque horizontal de 270 litros y 15 bares de presión

 Compresores por correas trifásicos, estáticos y con depósitos de 300 litros.

Compresores de doble etapa por correas trifásicos con depósitos de 500 litros.

Compresores con transmisión de correas, trifásicos, tanques de 500 litros horizontales y 15 bares.

Compresores de correas con doble bancada (motores), trifásicos y con calderines de 900 litros.

Esta clase de compresor de correas es perfecto para:

  • Instalaciones de áridos
  • Sistemas automáticos de riego.
  • Sistemas de nebulización.

La peculiaridad de estos tipos de compresores es que tienen incorporado dos motores es por eso que se llaman de doble bancada,.

Además se pueden utilizar independientemente cada motor o bien los dos a la vez.

¿Cuánto aire aspirado proporcionan los compresores de correas?

Es una buena pregunta. Seamos claros. Algo super esencial: de nada nos sirve tener mucho depósito si el aire que aspira el compresor es inferior a la maquinaria o herramientas a utilizar.

Pero ¿por qué? He aquí la respuesta: si tenemos varias herramientas que por ejemplo nos suma 750 litros/min y el aire aspirado es de 360 litros/min, hará que el motor no pare de funcionar y nos comamos el aire del depósito.

Dicho esto, tendremos una carencia de suministro de aire, con lo cual no optimizaremos el tiempo de trabajo porque tendremos que esperar a que el compresor cargue para poder trabajar otra vez con él.

Los compresores de correas, van desde los 250 litros/min aspirado a los 1.000 litros/min.

Ahora que tienes esta interesante guía, ya puedes escoger tu compresor de correas ideal.

Si necesitas más información. Consúltanos

También te recomendamos que visites nuestro canal de youtube donde podrás disfrutar de diferentes vídeos con temáticas diferentes.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: